Programa Habilidades para la Vida favoreció este primer semestre a 168 niños de San Felipe

  • Con acto en el Liceo Roberto Humeres, se cerraron las actividades de la primera mitad del año, correspondientes a esta iniciativa que favorece a niños de pre básica y del primer ciclo básico.

 

Mejorar las condiciones de los niños en materia de salud mental, apoyándolos por ejemplo, en la resolución pacífica de conflictos, así como abordando junto a sus padres temas vinculados a la responsabilidad parental, es lo que busca el Programa Habilidades para la Vida, que ejecuta la Dirección de Educación Municipal de San Felipe, favoreciendo este primer semestre a 168 niños de la comuna.

Con una ceremonia que fue presidida por el alcalde Jaime Amar y por la gobernadora provincial Patricia Boffa, así como el director provincial de Educación Rosalindo González y el jefe de la DAEM, Jorge Sepúlveda, se dio por finalizado el trabajo del primer semestre de 2012, correspondiente a este programa.

Durante esta primera parte del año, se desarrollaron talleres para los padres, talleres preventivos y de autocuidado, en la totalidad de los establecimientos educacionales, donde a partir del año 2007 se inició un trabajo con siete colegios, para lograr desde el 2011 incorporar al cien por ciento de las unidades educativas.

Según explicó la coordinadora del programa, Carla Ahumada, el programa Habilidades para la Vida se inserta en un convenio suscrito por la municipalidad de San Felipe con la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas, Junaeb.

“El trabajo que se hace es a través de un equipo ejecutor, integrado por sicólogas, asistentes sociales y profesores. Este es un programa cuyo objetivo es elevar las condiciones y situaciones de habilidades de los niños, trabajando con ellos temas como la resolución pacífica de conflictos, así como con sus padres materias vinculadas a roles y responsabilidades parentales”, explicó Carla Ahumada.

La idea en definitiva, es mejorar la calidad de vida de los niños y lograr que a futuro se puedan evitar daños mentales, o la incurrencia de estos en problemáticas como la drogadicción y el alcoholismo.

“Si bien el programa beneficia a toda la población escolar de San Felipe, perteneciente al sistema municipalizado, este año fueron 168 niños los que participaron en talleres preventivos”, concluyó la profesional.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *