Municipio despliega trabajo para disminuir anegamientos en la comuna ante futuras lluvias

 

  • Se realizará una nueva limpieza de canales y de distintos atraviesos para evitar que se vean sobrepasados, mientras se avanza en proyecto de evacuación de aguas lluvias.

La Municipalidad de San Felipe comenzó un trabajo de mantención en cada atravieso, canal y todo aquel punto critico que quedó en evidencia producto de las intensas precipitaciones que afectaron a la comuna, en especial, por la gran cantidad de sedimento acumulado a raíz del escurrimiento de las aguas.

En este contexto, sólo el fin de semana, se entregaron más de cien ayudas sociales a distintas viviendas, entre mangas de nylon y sacos de arena.

El municipio, paralelamente, se prepara para enfrentar las próximas lluvias que se esperan para lo que resta del mes de julio.

Lo anterior, tras la reunión del Comité Comunal de Emergencia, ocasión en que se presentó el levantamiento realizado por los equipos técnicos y sociales tras recorrer los distintos puntos críticos que se registraron a causa de las lluvias de los últimos días.

Existe coincidencia que la principal falencia que hoy tiene la ciudad es un proyecto que encause, de forma subterránea, las aguas lluvias, con lo que se evitaría los anegamientos que se registran en la comuna, cuyo diseño tiene un costo que bordea los 200 millones de pesos.

El alcalde subrogante Patricio González sostuvo que, independiente de esta evaluación, se sumó la cantidad de lluvia que precipitó, cercano a los 80 milímetros, lo que llevó a una mayor concentración de agua en distintos puntos.

“Ya dispusimos del personal municipal necesario para que revise y limpie todos los atraviesos, canales y aquellos puntos que estén provocando el estancamiento de las aguas para que se realicen las mantenciones requeridas, por la gran cantidad de material que se juntó, incluyendo basura, en estos días”, comentó.

González expresó que a esto se agrega un trabajo más de fondo en algunos puntos críticos, entre ellos, Encón. “En este caso, se requiere de un proyecto definitivo que permita resolverlo, esto porque el sistema de resumideros de aguas lluvias se ven rápidamente sobrepasados y esto afecta a los vecinos de ese sector”.

Añadió que otro punto de preocupación se da en la villa El Totoral, “esto debido a que el agua del alcantarillado aflora y afecta a los primeros pisos de los departamentos, situación que deberá estudiar Esval para determinar su causa. Algo similar a lo que ocurre con algunos sectores de Curimón que se deben revisar por parte de la sanitaria”.