Positivo balance del primer mes desde la entrada en funcionamiento del albergue municipal

 

  • A causa de la pandemia, el dispositivo realiza sus atenciones  durante las 24 horas, manteniendo un estricto protocolo de higiene para evitar contagios de coronavirus.

El Albergue Municipal lleva más de un mes desde su puesta en funcionamiento, atendiendo a 20 vecinos en situación de calle que hoy cuentan con un lugar totalmente equipado ante las bajas temperaturas que afectan al valle de Aconcagua. 

En este séptimo año consecutivo, y con un equipo profesional dispuesto para atenderlos, se han establecido estrictos protocolos para evitar contagios de coronavirus, tales como la sanitización permanente del espacio, la aplicación de alcohol gel y la toma de temperatura constante al ingreso.

Rosemary Cartes, Coordinadora del dispositivo, evalúo positivamente estos casi 40 días desde la puesta en marcha, destacando que por primera vez, y en el contexto de la emergencia sanitaria, se desarrolla la atención durante las 24 horas. 

“Es primera vez que San Felipe tiene un albergue de atención durante 24 horas, todo debido a la pandemia. Tuvimos que buscar una nueva dependencia debido a que, por espacio y porque había una exigencia de no utilizar camarotes, ya no podíamos funcionar en calle 5 de abril. Además, debimos bajar la cantidad de usuarios que atendemos, sin embargo, hacemos balance es súper positivo, porque hemos mantenido un estricto protocolo de higiene. Tomamos la temperatura cada una hora, la utilización permanente de alcohol gel y las tías limpian con amonio cuaternario constantemente, con ello evitamos contagios y mantenemos sanitizados nuestros espacio”, manifestó.

Finalmente, la profesional informó que el albergue mantendrá sus atenciones, en un primer término, hasta el próximo 11 de octubre. Hasta esa fecha continuará un equipo multidisciplinario – compuesto por monitoras, manipuladoras de alimento y paramédico – trabajando a diario para darles las atenciones y el acompañamiento permanente a los usuarios.